Nuestro whiskey es reconocido por su suavidad, pero nuestra historia ha sido de todo menos suave. En el mejor momento de Bow Street, a finales de 1800, con 2 hectáreas y más de 300 empleados, la destilería en la zona de Smithfield en Dublín era como una ciudad dentro de una ciudad. El comienzo del siglo veinte pondría a prueba nuestra resistencia: las guerras mundiales, la guerra civil irlandesa, la prohibición en los Estados Unidos y los embargos comerciales británicos. Todos golpearían fuertemente la industria del whiskey irlandés. Algunas valientes decisiones, y un equipo comprometido de empleados, ayudaron a Jameson ha sobrevivir esa época, para luego prosperar y convertirse en uno de las bebidas espirituosas más celebradas del mundo.

Mirá el video para escuchar la historia completa.

La historia de John Jameson



Descubre nuestra historia, desde el grano hasta el vaso.

Las puertas de nuestra destilería están abiertas de par en par